Facebook Twitter Google +1     Admin

Se muestran los artículos pertenecientes a Octubre de 2011.

Libro: JÓVENES SCOUTS Y FRANCMASONES ADULTOS

20111003125705-scouts-y-francmasones.jpg

La Fundación Ferrer y Guardia de Barcelona y ÁGORA-Agrupación para el Diálogo presentan el 4 de octubre en el Ateneo de Madrid el libro de Joan-Francesc Pont y Fabian Mohedano "Jóvenes scouts y francmasones adultos". Se trata de la versión en castellano del libro editado en catalán el año 2007 “Joves escoltes i francmaçons adults

Esta reflexión es fruto del reto epistemológico realizado entre un joven scout y un francmasón adulto, ni el scout parece ser francmasón, ni el francmasón parece haber sido nunca scout. Partiendo, pues, de un desconocimiento mutuo inicial de las organizaciones de pertenencia de los autores, rápidamente consiguen encontrar los principios fundamentales de los dos movimientos, puesto que nada es completamente nuevo para ellos, sino al contrario. Este libro demuestra que una institución ha influido profundamente en la creación de la otra, sobre todo, que hay un gran parecido y una extraordinaria coincidencia en el contexto histórico, en la misión y en los valores, así como en el marco simbólico y en el método educativo utilizado.

La similitud de objetivos entre francmasonería y escultismo cabe en una frase, puesto que no es otra que la formación y perfeccionamiento moral de la persona en una sociedad libre, laica, democrática, tolerante y respetuosa, a través de unas herramientas pedagógicas tomadas de la mejor tradición civilizada, más allá de los instrumentos educacionales del Estado y las Iglesias.
03/10/2011 12:57. Zayin #. Bibliografía No hay comentarios. Comentar.

Libro: Masonería y hermenéutica

20111003134330-masoneria-y-hermeneutica.jpg

 
Andres Ortiz-Osés y Javier Otaola

Atanor Documentos

Se trata de un libro escrito por dos autores que aportan dos horizontes de comprensión diferentes pero que se reconocen en su metodología mediadora, simbólica y hermenéutica. Javier Otaola hace una representación de la masonería como tradición intelectual y moral nacida en la Ilustración, beligerante contra los dogmatismos tradicionales y los patriarcalismos y matriarcalismos que pretenden recluir al ser humano en una perpetua minoría de edad, una Ilustración optimista pero no simplemente “buenista”, una masonería que es iniciación al ser, abierta a una constante ilustración de sí misma, lo que le obliga a incorporar las Luces, también las Sombras, descubiertas por la psicología profunda de Freud y Jung, y tan presentes en nuestra historia reciente, jugando con la virtualidad de los símbolos de la construcción para llegar a una especie de Ilustración escarmentada.

Andrés Ortiz-Osés, por su parte, incorpora una profunda y originalísima reflexión personal aunada con una vastísima red de referencias e influencias que le permiten construir un discurso mediador, relacional, co-implicado que desemboca en un fratriarcalismo de raigambre cristiana pero también ilustrada –fraternité- en el que coincide con Javier Otaola, una fraternidad en la que se asumen las contradicciones de los Unos y de los Otros en una formulación que asume lo luminoso y lo oscuro del ser humano, y quiere suturar las heridas de nuestra “partición” originaria, una fraternidad pacificadora y remediadora, aunque siempre problemática. La hermenéutica es el campo común de ambos autores, una hermenéutica que afronta la realidad y el mundo como un gigantesco texto que hay que interpretar de acuerdo con las estructuras de comprensión que aporta la hermenéutica: perspectiva y horizonte, circularidad, diálogo y mediación.

03/10/2011 13:44. Zayin #. Bibliografía No hay comentarios. Comentar.


Se celebró el concierto masónico “La Música de las Luces”

20111005160024-begona-alberdi.jpg

Ayer a las ocho de la noche en el Teatro Romea de Barcelona tuvimos la ocasión de asistir a una entrañable velada

Entrañable por tres motivos. Uno por el carácter de la  misma música de los Hermanos Masones W.A. Mozart y J. Haydn que tanto nos inspira a los miembros de la nuestra Orden, ya que la primera parte  del concierto consistió en piezas que fueron compuestas especialmente para ser interpretadas durante las Tenidas masónicas. Todo un conjunto de cantatas interpretadas por solistas y, alternativamente, por voces masculinas o femeninas que acabaron fusionándose en un coro mixto. En la segunda parte escuchamos piezas que recreaban el universo masónico mediante  una selección de fragmentos de La Flauta Mágica, de Mozart, y de La Creación, de Haydn.

Un segundo motivo entrañable: la filantropía. Los beneficios del concierto irán íntegramente a Punt de Referència, ONG que trabaja para dar cobijo y estudios a jóvenes extutelados, acompañándolos hasta su emancipación después de salir de centros de menores dónde han estado bajo la tutela de Dirección general de Atención a la Infancia y la Adolescencia de la Generalitat de Cataluña.

Y el tercer motivo. El disfrute de la interpretación. La coral –Coralberdi- compuesta por 45 voces masculinas y femeninas, especialmente creada para producir este concierto, consiguió en ciertos momentos la excelencia, y qué decir de Pep Ferrer, Albert Castells, Rebrote Bosque, Marcel Schwicteberg y de forma especial la magnífica interpretación de nuestra querida soprano Begoña Alberdi, alma máter de “La Música de las Luces” que –sin duda- nos hizo vibrar a nuestras butacas. Por cierto, la asistencia todo un éxito.

Los masones y masonas y los amigos y amigas de la buena música tenemos un motivo para estar agradecidos a esta gran iniciativa del Supremo Consejo Masónico de España con motivo de su bicentenario.

Fuente:masoneria-liberal.com

05/10/2011 16:02. Zayin #. Sociedad No hay comentarios. Comentar.

Ante el comunicado de cese de la violencia por parte de la organización terrorista ETA

20111031024913-z.jpg
Declaración institucional del Supremo Consejo Masónico de España   
En Zaragoza, a principios de los años treinta, el Venerable Maestro de una Logia masónica fue asesinado. Un crimen sin más, sin ninguna connotación política, aunque esta última circunstancia no hubiera añadido ni quitado nada al hecho insoslayable de la muerte de una persona. La Logia se reunió dos veces para llorar la pérdida de uno de sus Hermanos y en ambos casos se recogió el óbolo de los asistentes en el llamado Tronco de la Viuda. La recaudación se entregó a la esposa y al hijo del asesino.

El impulso ético de la Francmasonería aspira a reducir el sufrimiento inútil de la faz de la Tierra, a proteger a los más débiles, a reducir las diferencias hirientes entre las personas por causa de su origen geográfico, familiar o social, a otorgarle a todo el mundo una oportunidad y, en definitiva, a la consecución de la paz, en la doble vertiente de evitar la producción de víctimas y de construir una convivencia que vaya más allá de la conllevancia.
El 20 de octubre de 2011 la organización terrorista ETA ha hecho público un comunicado que, leyendo entre las líneas de su redacción, susceptible de herir muchas sensibilidades, significa, por el contexto en el que se ha producido, el fin del asesinato como praxis y el fin, por tanto, de la muerte de víctimas inocentes. Una normalización completa exigirá todavía tiempo y un largo esfuerzo de inteligencia política y de paciencia democrática. La Francmasonería respira con un cierto grado de alivio, porque la ausencia de la violencia es una de sus aspiraciones en el horizonte de una fraternidad universal.
La Francmasonería recuerda con dolor a las víctimas y se sitúa junto a las familias de las víctimas y junto a las familias de los asesinos. La Francmasonería apoya la función jurisdiccional de juzgar la culpabilidad de los asesinos, en cuya tarea no interfiere, y muestra su solidaridad con todos los que han sufrido, por perder a un ser querido o por ver a uno de los suyos involucrado en una locura fratricida. La Francmasonería postula como uno de sus principios la obediencia a las leyes y reclama la Justicia concebida como Equidad.
Que no haya más muertos a partir de ahora es la prioridad de la Orden, representada en este caso por los Altos Grados Escoceses practicados por los francmasones de la Gran Logia Simbólica Española y administrados por el Supremo Consejo Masónico de España, y ésta es la razón por la que tomamos nota, con serenidad, de que algo ha cambiado en nuestras vidas para mejor. Que ha desaparecido lo que nunca debería haber existido. Y que la sociabilidad masónica, como ha hecho siempre, se pone al servicio de la república, de la ciudadanía, de las virtudes vertebradoras de la convivencia, con la intensidad que sea precisa durante todo el tiempo, que no será corto, necesario para que cicatricen lentamente las heridas y se mitigue el dolor.
Barcelona, 27 de octubre de 2011.

Fuente: SCME
31/10/2011 02:49. Zayin #. España No hay comentarios. Comentar.


Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris